jueves, 10 de octubre de 2013

PAZ EN LA NORTE

El líder de una de las facciones de la barra de Independiente aseguró que los dos grupos violentos arreglaron su diferencia y ahora estarán juntos.

Pablo Álvarez fue hasta hace un tiempo el líder de "Los Diablos Rojos", la barra brava de Independiente. Bebote, tal como se lo conoce en la tribuna, se "retiró" meses después de que asumió Javier Cantero y dejó el mando del grupo violento a manos de César "Loquillo" Rodríguez.

Un tiempo después, cuando Álvarez quiso volver a ocupar su espacio, Loquillo se lo impidió provocando que Independiente tenga dos facciones violentas dentro del club que iban a la cancha en tribunas enfrentadas.

Producto de estas diferencias, el viernes pasado se suspendió el encuentro que iban a disputar Independiente y Unión en Avellaneda porque varios barras de la facción de Loquillo fueron detenidos con armas cuando planeaban emboscar al grupo de Bebote. Ese mismo día quedaron detenidos 35 personas que con el correr del fin de semana recuperaron su libertad.

En la madrugada de este jueves, Bebote anunció en su cuenta de Facebook –la misma vía por la que hace todos sus anuncios- que "el problema está solucionado".

"Para la tranquilidad de todos los hinchas del Rojo, les digo que el problema ya está solucionado. Sin comentarios, todos juntos a la norte a alentar a Independiente", afirmó el barra en el muro de su perfil.

MINUTO UNO

No hay comentarios:

Publicar un comentario

JELUZ